Sarrazin sigue en estado de gracia y logra un ‘doblete’ en Kitzbuehel

Cyprien Sarrazin sigue intratable en el descenso y logra un 'doblete' en la Streif por delante de Marco Odermatt y Dominik Paris. Es el octavo en ganar dos descensos el mismo fin de semana en Kitzbuehel

Tras cruzar la meta con el mejor tiempo, Sarrazin se ha dirigido a la afición para recibir el reconocimiento.
Tras cruzar la meta con el mejor tiempo, Sarrazin se ha dirigido a la afición para recibir el reconocimiento.

El estado de gracia de Cyprien Sarrazin se mantiene carrera tras carrera y esta mañana ha vuelto a ganar por segundo día consecutivo en la legendaria Streif de Kitzbuehel. El francés de 29 años ha sido otra vez, como en la víspera, el más rápido en el segundo descenso, relegando a la segunda plaza (hoy a 91 centésimas) a Marco Odermatt. Tercero ha sido Dominik Paris a 1″44. Stefan Babinski y Maxence Muzaton han completado el ‘top 5’, y otros dos franceses han entrado en el ‘top 10’, Blaise Giezendanner y Nils Allegre.

Odermatt no puede con ‘cabeza loca’

Sarrazin, conocido en el equipo francés como ‘cabeza loca’ por sus temerarias tomas de riesgo que le han costado múltiples disgustos, ha pulverizado en casi un segundo el tiempo de Odermatt, que ha tomado la salida justo antes que él. El suizo, actual dominador del esquí alpino, ha tomado muchos riesgos sobre una nieve aún más dura que en la víspera debido a una gélida noche. La superficie se ha vuelto más rápida y los tiempos de los dos primeros han sido de dos segundos menos que el viernes.

Marco Odermatt se la ha jugado buscando la victoria pero Sarrazin ha sido mejor que él.
Marco Odermatt se la ha jugado buscando la victoria pero Sarrazin ha sido mejor que él.

El talento de Odermatt es tal que incluso teniendo problemas gana tiempo resolviéndolos. Hoy ha salido forzado pero ya en el segundo parcial le ha sacado casi un segundo a Cochran Siegle, que le ha precedido con el sexto dorsal. Sólo Sarrazin, que ha salido a continuación, podía derrotar a Odermatt. Y lo ha hecho con una bajada contundente, perfecta, arriesgando sin tener error alguno y siendo más rápido en el último parcial. Victoria indiscutible, la cuarta de la temporada del francés y quinta en su cómputo general.

Sexta si contamos el paralelo gigante de Alta Badia de diciembre de 2016, su séptima carrera en la Copa del Mundo y en la que subió a lo más alto del podio con 22 años. Las lesiones graves no tardaron en aparecer en este gigantista que está probando las mieles de la velocidad. En enero de 2018 cayó en un entrenamiento en Garmisch con traumatismo craneal severo, del que se recuperó tras diez días sin pantallas, lectura, móviles… reposo absoluto. En Alta Badia, dos años después de su victoria, una fractura en la rodilla derecha lo aparta de las pistas para toda la temporada. De vuelta en 2019, una segunda plaza en el gigante de Alta Badia (otra vez) no es más que un espejismo que no tuvo continuidad.

El progreso de Sarrazin en pruebas de velocidad está siendo algo inaudito.
El progreso de Sarrazin en pruebas de velocidad está siendo algo inaudito.

Una decisión acertada

Fue la temporada pasada cuando decidió dedicarse a las carreras de velocidad. 42 gigantes en siete temporadas, un solo podio y 28 carreras sin concluir le empujaron a tomar esta decisión. «Desde que soy pequeño tengo el instinto de la velocidad, adoro el gusto de riesgo que tiene», ha explicado.

Logró una sexta plaza en diciembre de 2022 en el descenso de Val Gardena, el mes siguiente fue el más rápido en uno de los entrenamientos de la Streif y al poco se lesionó en la espalda, lo que le impidió estar en el Mundial de Courchevel. La temporada pasada acudió a los servicios de un psicólogo y este invierno saldó el tríptico de Val Gardena con un abandono en el primer descenso y una cuarta plaza tanto en el super G como en el segundo descenso. Alta Badia, de nuevo, fue la cruz porque no completó ninguno de los dos gigantes. En Bormio logró su primera victoria en un descenso para no acabar al día siguiente en el super G.

A partir de ahí no se ha bajado del podio en cinco carreras: segundo en el primer descenso de Wengen, ganador del super G y otra vez segundo en el segundo descenso. Y este fin de semana, ‘doblete’ en los descensos de Kitzbuehel, algo que sólo siete han logrado antes: Beat Feuz (2021), Luc Alphand (1995), Franz Heinzer (1992), Peter Wirnsberger (1986), Pirmin Zurbriggen (1985), Josef Walcher (1978) y Karl Schranz (1972).

Sarrazin ya está a solo seis puntos del liderato de Odermatt en descenso, mientras que en la general el suizo manda con 496 de ventaja soibre el francés. Hoy, slalom (10.30 y 13.30 h.).

CLASIFICACIONES

2º descenso Kitzbuehel                                                 Copa Mundo descenso

     

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

                                              

                                                      General Copa Mundo

Deja un comentario