Pinturault se muestra crítico con las medidas sanitarias en el esquí alpino

Alexis Pinturault se queja del agravio comparativo que sufre el esquí respecto a otros deportes, en los que si un miembro de un equipo da positivo por Covid-19 el resto de componentes no han de guardar cuarentena

Pinturault se muestra crítico con excluir a todo un equipo por un positivo si el resto de componentes no están contagiados. FOTO: Marca/AFP
Pinturault se muestra crítico con excluir a todo un equipo por un positivo si el resto de componentes no están contagiados. FOTO: Marca/AFP

En una entrevista a ledauphine.com, Alexis Pinturault expresa su inquietud por el confinamiento de todo un equipo después de que algún miembro del mismo diese positivo por Covid-19. Pinturault ha manifestado que «no es sólo el equipo femenino sueco al que se priva de correr en Levi este fin de semana. En Soelden todo el equipo ruso no pudo competir por el positivo de dos técnicos. Estoy de acuerdo con lo que ha dicho Federica Brignone de que todos vamos a vernos afectados en un momento u otro de la temporada».

Su queja estriba en que todo el equipo deba permanecer en cuarentena pese a que la mayoría de sus componentes den negativo en las pruebas. «En otros deportes, como el fútbol o el ciclismo, sólo los casos positivos son sometidos a una cuarentena. El resto de sus miembros pueden seguir compitiendo si presentan un resultado negativo. Pero en el esquí no se hace esta distinción», argumenta el esquiador de Courchevel, vigente campeón del Mundo de combinada y que defenderá esta temporada el Globo de esta disciplina.

Alexis Pinturault finalizó cuarto en el gigante inaugural de Soelden, quedándose a tres centésimas del podio.
Alexis Pinturault finalizó cuarto en el gigante inaugural de Soelden, quedándose a tres centésimas del podio.

La situación sanitaria no crea tranquilidad precisamente. Pinturault dice que «todos estamos inquietos, no solo yo. Porque si esto sigue así está claro que me perderé alguna carrera; eso lo tengo muy claro. Muchos tenemos anticuerpos: Brignone, Kilde, yo mismo y algunos de los ‘descendeurs’ franceses. Pero si se da un positivo en el equipo esto no se tendrá en cuenta y nos quedaremos todos en el hotel sin poder competir. Creo que los organizadores deberían replantearse su línea de actuación. Somos el único deporte que funciona así. ¿Por qué?».

El francés se explaya en sus argumentos y prosigue diciendo que «si tomamos el ejemplo de Anna Swenn Larsson, una de las siete mejores slalomistas del circuito, vemos que de golpe se queda sin poder disputar dos slaloms. Y eso le puede resultar negativo porque le añade dificultades para acabar entre las siete primeras de la especialidad, poniendo en peligro su presencia en el Mundial. Todo esto hipoteca una enorme serie de oportinidades, sobre todo cuando en los fines de semana que hay doble carrera, como este fin de semana en Levi. De este modo se pierden dos carreras de golpe. De verdad, es algo que me preocupa».

Opina que la temporada puede quedar claramente condicionada por la situación sanitaria. «Entiendo que se hagan test a todo el mundo de manera continuada. De lo contrario estamos expuestos al azar y ganará quien se haya perdido menor número de carreras. Si hay suerte las cosas podrían arreglarse lo suficientemente rápido como para que Swenn Larsson y el resto de sus compañeras que han dado negativo en varias pruebas puedan correr este fin de semana», concluye el francés.

Deja un comentario