Meillard se estrena en el paralelo de Chamonix, un simulacro de carrera

El suizo logra su primera victoria en la Copa del Mundo en un formato muy poco equitativo y que desvirtúa la esencia de la competición del esquí alpino

Loic Meillard estrena palmarés en la Copa del Mundo al ganar el gigante paralelo de Chamonix.
Loic Meillard estrena palmarés en la Copa del Mundo al ganar el gigante paralelo de Chamonix.

El suizo Loic Meillard ha estrenado su palmarés en la Copa del Mundo al vencer en el gigante paralelo de Chamonix, derrotando en la final a su compatriota Thomas Tumler, que a sus 30 años pisa un podio por segunda vez. Tercero ha sido el alemán Alexander Schmid, que ha vencido en la final de consolación a Tommy Ford y que también ha conseguido su segundo podio en el circuito.

Ya en las clasificatorias de la mañana ha saltado la sorpresa, al no lograr entrar en el cuadro de 32 ni Clément Noël, ganador del slalom de ayer, ni Daniel Yule, en gran estado de forma pese a su fiasco de la víspera. Manuel Feller y Sebastian Foss-Solevaag tampoco lograron el pase para competir a mediodía.

Quien ha sacado tajada en Chamonix ha sido el noruego Aleksander Aamodt Kilde, un velocista que con su séptima plaza de hoy recorta su desventaja respecto a Henrik Kristoffersen, hoy décimo, en 47 puntos en la lucha por el Gran Globo.

Un Globo ganado en dos carreras

Esta victoria le sirve a Meillard para adjudicarse el Globo de la especialidad, con sólo dos carreras en el calendario. Con su novena plaza en Alta Badia el suizo se ha asegurado el trofeo por delante del noruego Rasmus Windingstad, vencedor en la estación dolomítica. Alexis Pinturault, eliminado en octavos por Alexander Schmid, ha perdido otra oportunidad de recortarle una buena porción de puntos a Kristoffersen, caído en la misma ronda que el francés. El noruego ha sacado mayor provecho al acabar décimo y el francés decimotercero.

Meillard y Tumler, felices con el 'doblete' helvético.
Meillard y Tumler, felices con el ‘doblete’ helvético.

Replantearse el formato

La FIS debería poner un poco de empeño y replantearse este formato, muy distante de la esencia del esquí alpino. Está bien para una exhibición pero la competición queda adulterada. Es literalmente imposible trazar dos recorridos idénticos; uno siempre recorre menor distancia. Lo de hoy en Chamonix ha clamado al cielo porque en la ronda de octavos ninguno de los ocho que han bajado por la pista roja han ganado. Muchos de los que han competido en el trazado azul han batido a algunos de los más rápidos de las series matinales.

En la carrera popr el Gran Globo sigue líder Kristoffersen, con 47 puntos sobre Kilde y 61 sobre Pinturault. La próxima cita de la Copa del Mundo masculina será en Saalbach-Hinterglemm con un descenso el jueves y un super G el viernes.

CLASIFICACIONES

Gigante paralelo de Chamonix

Copa del Mundo de gigante paralelo

General Copa del Mundo

Deja un comentario