Las estaciones francesas plantean un nuevo modelo de negocio ante el cambio climático

Las medidas pasan por comenzar a operar a partir de los 2.000 m y diversificar las actividades

La falta de nieve a mitad de diciembre pasó factura en los Pirineos
La falta de nieve a mitad de diciembre pasó factura en los Pirineos CRÉDITOS: Peyragudes

El cambio climático es una realidad que sin duda afecta con creces al sector de la nieve. Sin ir más lejos, la temporada 2018-2019 ha confirmado la regla. Una campaña descafeinada marcada por un invierno primaveral y ausencia de nevadas.

Las estaciones de esquí francesas han llevado a cabo una reunión para intentar buscar un nuevo modelo de negocio. La reunión, llevada a cabo esta semana en el Pic du Midi (Altos Pirineos), contó con la presencia de los cinco macizos franceses, socios de L’Association Nationale des Maires des Stations de Montagne (ANMSM).

«Necesitamos reinventar un modelo asequible de estaciones de esquí», dijo Charles-Ange Ginesy, presidente de la ANMSM.

El máximo dirigente de la asociación, la cual reúne más de un centenar de estaciones de esquí, propuso adaptarse a la nueva realidad. Una realidad que, tal y como asegura el periódico Sudouest.fr, pasa por un cambio en la práctica de las actividades.

«Siendo optimistas, si el calentamiento se mantiene como ahora en unos 2ºC, las condiciones de operatividad de las estaciones podrían ser aproximadamente las mismas hasta el año 2050. Es decir, el negocio de la nieve será todavía viable», añadió Pierre. Grabados, meteorólogo y jefe de departamento de Méteo-France en Toulouse.

El cambio climático podría ubicar la nieve en la cota 2.000 

Las actividades alternativas para paliar los efectos del cambio climático
Las actividades alternativas para paliar los efectos del cambio climático

 

Es verdad que la nieve de cañón es indispensable para poder asegurar las temporadas invernales. El problema vendría si en lugar de los 2ºC, el aumento llegase a 4 o 5ºC.

«Las estaciones tendrían entonces un serio problema. Muchas de ellas no podrían garantizar la apertura con la nieve caída del cielo. Por tanto, es muy importante una buena inversión de nieve artificial», alega el meteorólogo.

El experto señala igualmente que la cota de nieve se ubicaría sobre los 2.000 m. Por lo que las estaciones deben tener en cuenta esta cota de cara a un futuro presente y comenzar a invertir para prevenir los efectos.

Mayor número de actividades para atraer al turismo

En este sentido, el modelo de estaciones de esquí tiene que ir más allá del esquí y el snowboard. Ginesy señala también que;

El hecho de ir mejorando el tema de la nieve producida está muy bien. Las estaciones son indispensables para la economía de los valles, pero tenemos que reinventarnos y ser capaces de desarrollar y diversificar las actividades para poder atraer al turismo invernal».

 

 

 

Deja un comentario