Ingemar Stenmark: “Tanto Hirscher como Shiffrin pueden batir mi récord”

Ingemar Stenmark no da importancia a su récord de victorias en la Copa del Mundo, cree que tanto Shiffrin como Hirscher pueden batirlo y tampoco envidia la presión mediática a la que se someten las figuras actuales

Stenmark ofreció un ramo de flores a Vonn en el descenso de su despedida, donde ganó la medalla de bronce.
Stenmark ofreció un ramo de flores a Vonn en el descenso de su despedida, donde ganó la medalla de bronce.

A Ingemar Stenmark no le atraen los focos de la atención mediática. Muy a su pesar, el ídolo sueco de 62 años ve con demasiada frecuencia su nombre en los titulares. La ‘culpable’ ha sido Lindsey Vonn, que finalmente se ha rendido a su intención de batir las 86 victorias del campeón de Tarnaby en la Copa del Mundo.

La semana pasada, durante el Mundial de Are, Stenmark participó en una prueba de gigante y otra de slalom reservada a las ‘leyendas’ de este deporte, según relata ‘L’Equipe’. Se lo pasó bien esquiando, pese a sus problemas de espalda que le han obligado a cambiar las tablas de alpino por las de nórdico. Pero sentado frente a los medios de comunicación ya no le resultó tan divertido.

Tímido e introvertido, todo lo contrario que la voluble y expansiva Vonn, Stenmark se alineó junto a ‘viejas glorias’ nórdicas como Kjetil André Aamodt, Anja Paerson o Luc Alphand (‘adoptado’ sueco por su matrimonio) para someterse a las preguntas de los periodistas.

Sus respuestas son breves y concisas. Le preguntan qué le dijo a Vonn cuando acabó el descenso de hace dos domingos, donde subió al podio para recibir la medalla de bronce en su última carrera. “Le dije bravo, has hecho una carrera fantástica y suerte para el futuro”. Silencio. Es hombre de pocas palabras.

Excesiva presión mediática

Más adelante confiesa que no podría soportar la presión mediática que reciben las figuras del esquí alpino hoy en día. “Los esquiadores han de responder a la prensa antes, durante y después de las carreras. Además, está la ceremonia de entrega de premios y el sorteo de los dorsales. Yo no podría con todo esto, es demasiado. Los esquiadores están sometidos en la actualidad a una excesiva presión de los medios”, suelta Stenmark del tirón. Alphand, a su lado, lo corrobora. “Le preguntaban si estaba contento con ser campeón del mundo y olímpico y respondía: “Sí”. Y esperaba la siguiente pregunta o se iba”.

Lindsey Vonn entrevistando a Ingemar Stenmark.
Lindsey Vonn entrevistando a Ingemar Stenmark.

Stenmark, además de las 86 victorias en la Copa del Mundo, ganó tres Grandes Globos (76 a 78), quince Globos de especialidad, siempre en slalom y gigante, fue doble campeón olímpico en Lake Placid 1980 en las dos disciplinas técnicas, y cinco veces campeón del mundo, tres en slalom y dos en gigante. De 1974 a 1989 fue el gran dominador del esquí alpino. Pero de lo que más se habla es de su récord de victorias en la Copa del Mundo.

“Lindsey Vonn ha hecho una buena publicidad de este récord. Mi nombre ha salido en todos los periódicos, incluso en la prensa de Los Angeles. A este récord no le doy importancia; no se pueden comparar las épocas”, aclaró Stenmark.

Nada que hacer ante Hirscher

Marcel Hirscher hace ocho años que tomó el relevo como gran dominador de las disciplinas técnicas y Stenmark admite que “no tendría nada que hacer ante él. Tiene una fuerza mental fuera de lo común. Pero sí me habría gustado esquiar con el material actual y sobre unas pistas preparadas como se preparan hoy en día. Es todo mucho mejor que en mi época. Entonces los esquís eran muy largos y costaba girar y la preparación de las pistas no tenía nada que ver. Hoy, incluso con el dorsal 30, la pista es esquiable. Cuando yo competía, los baches y agujeros eran continuos”.

Está impresionado con los resultados de Marcel Hirscher y Mikaela Shiffrin y pronostica que ambos son capaces de batir su récord de victorias. Y puntualiza: “Mikaela pasará de las cien victorias”. De Clément Noël, el prometedor francés que apunta al relevo de Hirscher, dijo que “creo que será uno de los mejores en el futuro. Tiene una técnica muy buena y es capaz de hacerlo bien sobre cualquier tipo de nieve. Y eso no es fácil”.

Deja un comentario