Marcel Hirscher humilla a sus rivales en el gigante de Alta Badia

Marcel Hirscher logra su sexta victoria en la estación de los Dolomitas, la 61ª en la Copa del Mundo, con unas diferencias abismales sobre sus rivales

Marcel Hirscher ha ganado por sexta vez en Alta Badia, hoy en el gigante con diferencias apabullantes.

Marcel Hirscher se ha mostrado intratable en la Gran Risa de Alta Badia para vencer con absoluta autoridad en el tercer gigante de la temporada y lograr su sexta victoria en la estación dolomítica, igualando la marca de seis triunfos de Ted Ligety en Kranjska Gora. A Hirscher le han acompañado en el podio los franceses Thomas Fanara, segundo a… ¡2″53!, y Alexis Pinturault a 2″69.

El campeón de Salzburgo no ha dado opción a sus rivales y ha sentenciado ya la carrera en la primera manga, donde ha sacado nada menos que casi un segundo (94 centésimas) a su más directo perseguidor, el sueco Matts Olsson. Le bastaba con salir a conservar pero ese verbo no lo conjuga Hirscher y ha salido a por todas en la segunda manga, obteniendo el segundo mejor tiempo, a 24 centésimas de Luca de Alipandrini, séptimo al final tras dar un salto de 21 plazas tras una segunda manga que le ha salido bordada.

Hacer fácil lo difícil

Cuando Hirscher está en estado de gracia; o sea, casi siempre, la lucha es por los dos peldaños inferiores del podio. La Gran Risa, pese a su nombre, es una pista de armas tomar; larga, exigente física y mentalmente, con una pendiente que no permite el más mínimo descuido y con mil obstáculos por el camino. Afecta a todos; a Hirscher no. No es la máxima diferencia en un gigante de la Copa del Mundo, marca que pertenece a Ingemar Stenmark en Jasna 1979 sobre Bojan Krizaj (4″06) pero sí una de las mayores de los últimos tiempos. De hecho, Hirscher ostenta la tercera máxima diferencia en un gigante desde que le sacase 3″28 a Felix Neureuther en Garmisch 2015.

Lo que parece difícil lo hace fácil y solventa los contratiempos con rapidez felina, perdiendo un mínimo tiempo cuando otros pierden un mundo. Hoy, ni eso. Hirscher se ha marcado dos bajadas estratosféricas. Y después de la primera, los rivales salen ya con la moral comida.

Hoy Kristoffersen no ha tenido al día y frente a Hirscher eso significa perder demasiados puntos.
Hoy Kristoffersen no ha tenido al día y frente a Hirscher eso significa perder demasiados puntos.

Si no, que le digan a Henrik Kristoffersen, decimocuarto a 3″65 tras ser quinto en la primera manga. El noruego ha perdido un buen puñado de puntos antes su bestia negra en el último tramo de la segunda manga, cuando ha cedido nada menos que ocho décimas en una parte final sin apenas complicaciones. Pero si no se llega con piernas después de un gigante tan largo suele pasar esto por pocos obstáculos que haya al final.

Ligety, el rey destronado en Alta Badia

La supremacía en el slalom hace tiempo que es de Hirscher. Y ahora también en gigante. Ted Ligety, el rey destronado, ha escenificado su decadencia abandonando en la primera manga con gestos evidentes de molestias en la espalda después de haber tenido que remontar para pasar una puerta que se había dejado por el camino.

Manuel Feller, un sinvivir de esquiador, ha acabado cuarto.
Manuel Feller, un sinvivir de esquiador, ha acabado cuarto.

Cuarto, a tres centésimas del podio, Manuel Feller en su mejor resultado de la temporada. El esquiador de Fieberbrunn, con su estilo caótico y precipitado, siempre con el ‘ay’ en el cuerpo, ha solventado dos errores en lo alto para ponerse en verde en el penúltimo sector de la segunda manga. Tenía el mejor tiempo a su alcance y sus propias inseguridades le han puesto un lastre de dos décimas al final.

Marco Odermatt se ha caído cuando llevaba tiempos de podio. El joven portento suizo sigue creciendo.
Marco Odermatt se ha caído cuando llevaba tiempos de podio. El joven portento suizo sigue creciendo.

Odermatt, el futuro que viene

El joven suizo Marc Odermatt, estrella de los Mundiales junior de Davos con cinco oros, ha sido el tercero más rápido de la primera manga pero se le ha ido la carrera al salirse de pista al final de la segunda y cuando ya olía a podio. A Matts Olsson, el que más se ha acercado a Hirscher en la primera, le han faltado piernas en el último tramo de la manga definitiva y ha acabado sexto por detrás de un Tommy Ford que ha logrado su mejor resultado en la Copa del Mundo.

Buena carrera tanto de Fanara como de Pinturault, que parece que empieza a levantar cabeza aunque su regularidad sea lo menos fiable del mundo, incluso en la especialidad que siempre ha dominado como es el gigante.

La presión por el asunto del oxígeno en Beaver Creek ha afectado a Stefan Luitz.
La presión por el asunto del oxígeno en Beaver Creek ha afectado a Stefan Luitz.

La presión de Luitz

Stefan Luitz, cuya victoria en Beaver Creek pende de un hilo por el asunto del oxígeno, no ha rendido lo que se esperaba de él. Sin duda la presión de este ‘affaire’ le ha influido y pese a salir con el primer dorsal y hacer el décimo tiempo en la primera manga, en la segunda ha tirado sus opciones para descender diez puestos y acabar el vigésimo.

Hirscher vuelve a mandar en la general de la Copa del Mundo tras su 61ª victoria, ahora con 40 puntos sobre Max Franz mientras que en la de la especialidad son ya 132 los que le saca a un desconsolado Kristoffersen que hoy sólo ha podido lograr 18 puntos por los cien del austriaco. Mañana, gigante paralelo en esta misma pista.

CLASIFICACIONES

Gigante de Alta Badia

Copa del Mundo de gigante

General Copa del Mundo

Deja un comentario