La nieve, junto a una bajada del termómetro, teñirá de blanco los Pirineos

Un frente del N y el NW ha comenzado a incidir en el tercio norte peninsular, las temperaturas podrán bajar incluso 12 º C

La cota de nieve podrá bajar hasta unos 1.700 metros, incluso por debajo
La cota de nieve podrá bajar hasta unos 1.700 metros, incluso por debajo FOTO: Wxcharts.eu

La nieve teñirá de blanco los Pirineos. Un frente atlántico del N y el NW barrerá el norte peninsular con nieve que al final de domingo podría bajar de cota hasta unos 1.700 metros, incluso por debajo.

La cara norte del los Pirineos será la más beneficiada por la nieve

Al final de la tarde del sábado podrán comenzar a caer las primeras lluvias. La cota de nieve será todavía un poco alta. Los vientos moderados de componente oeste, con intervalos de intensidad fuerte se intensificarán al final del día. Dani Ramírez, meteorólogo de la televisión autonómica explica que;

“la meteorología se complica de cara al final del sábado y sobre todo la madrugada de domingo, con una cota de nieve que bajará de los 2.500 hasta los 1.600-1.700 m”.

Entre domingo y lunes próximo las temperaturas bajarán unos 12 grados en el Pirineo”.

La cara norte de los Pirineos podría llegar incluso a los 20 cm de nieve
La cara norte de los Pirineos podría llegar incluso a los 20 cm de nieve
FOTO: Meteoexploration.com

Las temperaturas van a la baja, por lo que el otoño está garantizado los próximos días. Los vientos serán fuertes en el tercio norte de la Península las próximas horas.

“La nieve podrá sumar entre 4 y 10 cm, aunque en la cara norte pirenaica se acercaría incluso a los 20 cm, sobre todo en la Vall d’Aran, Pallars y Norte de Andorra”, añade el meteorólogo.

A partir del lunes, las precipitaciones se trasladarían hacia la zona norte del mediterráneo. Pese a ello, el tiempo volverá a la calma a lo largo de la semana próxima.

“Las temperaturas se normalizarán, incluso subirán un par de grados por encima. No se ve frío hasta el día 15 o 17 de octubre”.

Y añade que, “pese a que los modelos americanos anuncian un invierno poco frío y seco, los franceses siguen vaticinando frío a mitad noviembre, más nieve con poco frío a partir del 10-12 de diciembre. A parir de enero, el frío y la nieve estarían garantizadas”, concluye Ramírez.

 

Deja un comentario