La policía andorrana ha intensificado las multas por circular sin cadenas en invierno

Desde la modificación del Código de Circulación en Andorra -que obliga a conducir con neumáticos de invierno, mixtos o cadenas en días de nieve o hielo en la calzada-, los controles policiales se han intensificado durante el invierno y en los primeros meses de 2018, con multas de entre 180 y 500 euros.

Control rutinario de la policía en la CG2 un día de nevada
Control rutinario de la policía en la CG2 un día de nevada FOTO: Ara.ad

La policía andorrana ha endurecido este invierno los controles en días de nieve o hielo en la calzada. La modificación del Código de Circulación obliga la conducción con equipamientos especiales durante la temporada de invierno. El número de sanciones interpuestas por incumplir con la normativa se han incrementado.

El 1 de noviembre de 2015 entró en vigor una modificación. Lo cual a hace obligatoria la conducción con neumáticos de invierno, mixtos o cadenas en las ruedas en periodo invernal, en días de nieve o hielo en la calzada. Más concretamente entre el 1 de noviembre y el 15 de mayo.

Haber hecho caso omiso ha costado muy caro. De hecho, las sanciones por haber circulado sin ninguna de las tres opciones, en días donde hay nieve o hielo en la calzada, han sido muchas. Mientras que los primeros años desde el cuerpo se fue más permisivo con los conductores en relación a esta nueva normativa, ahora que ya está plenamente implantada.

La policía ha aumentado los controles entre el 1 de noviembre y el 15 de mayo

“Se ha hecho un refuerzo importante después de los problemas circulatorios que se han vivido en los últimos años en jornadas de fuertes nevadas, justificaba el director de la policía, Jordi Moreno. Y añadía que, “ha sido una tarea especialmente más intensa a partir de este 2018, en la que hemos dicho basta porque los colapsos circulatorios eran intolerables”.

Concretamente, el año que entró en vigor la obligatoriedad de llevar equipamientos se pusieron catorce sanciones. El siguiente, en 2016, no se puso ninguna, mientras que durante el 2017 se pusieron un total de dieciséis.

La cifra se ha disparado este primer trimestre del año. En sólo tres meses, las multas se han superado con creces. Concretamente, hasta el 31 de marzo se interpusieron diecinueve multas, según datos del cuerpo policial.

“El refuerzo de los controles ha sido posible también gracias a un trabajo conjunto con los agentes de circulación, que han ayudado en la información y supervisión a conductores, cuando la nevada ha obligado a circular con equipamientos en las carreteras del país”.

La policía ha interpuesto multas por valor de 180 euros para los turismos que no iban correctamente equipados. Siendo de 500 euros en caso de vehículos de más de 3,5 toneladas.

Más información

Ara.ad

Deja un comentario