Cancelados Súper G y combinada de St.Moritz en los que no iba a salir Vonn

El supergigante de la Copa del Mundo de esquí alpino femenino previsto en la estación suiza de St. Moritz y la combinada interrumpida el viernes y finalmente aplazada a este domingo en la perla del Engadin han quedado cancelados, debido al fuerte viento y a la mala visibilidad.

La nieve, el viento y la mala visibilidad has sido los responsables de la cancelación del Súper G de St. Moritz
La nieve, el viento y la mala visibilidad has sido los responsables de la cancelación del Súper G de St. Moritz FOTO: AFP

El Súper G, que iba a puntuar asimismo para la prueba mixta, aplazado un par de veces antes, ha quedado definitivamente cancelado. Una prueba en la que no iba a participar la estadounidense Lindsey Vonn -plusmarquista de victorias la Copa del Mundo (77)-, que anunció su renuncia a primera hora de este domingo.

La esquiadora más mediática del circuito entró en meta dolorida tras el Súper G en la combinada, que se acabó interrumpiendo el viernes. El sábado concluyó de nuevo con dolores en la cadera y en el puesto vigésimo cuarto el supergigante disputado en esta estación. Una prueba ganada por la suiza Jasmine Flury que logró su primer triunfo en Copa del Mundo, al ganar por delante de su compatriota Michelle Gisin y de Tina Weirather, de Liechtenstein.

Los Juegos de PyeongChang son para Vonn su principal meta

Lindsey, de 33 años, cuádruple ganadora de la general de la Copa del Mundo, campeona olímpica y doble oro mundial, cuyo palmarés sería muchísimo más sobresaliente aún de no haber sufrido numerosas lesiones en su carrera, entre ellas las que la impidieron disputar los pasados Juegos de invierno, en Sochi (Rusia), tiene como principal objetivo la próxima cita olímpica, en PyeongChang (Corea del Sur), el próximo mes de febrero.

Por ello, decidió reservarse y no iba a disputar las pruebas finalmente canceladas este domingo en St.Moritz, tal y como anunció ella misma a través de una conocida red social:

«Desafortunadamente, no podré competir hoy. Estoy extremadamente decepcionada, pero mi principal meta esta temporada son los Juegos Olímpicos y debo cuidarme ahora, para estar lista la próxima semana y, lo que es más importante aún, en febrero», explicó la súper-campeona de Minesota.

«Como siempre, os agradezco vuestros buenos deseos», escribió en ‘twitter’, para sus cerca de un millón de seguidores, Lindsey, que cuenta nueve medallas entre Mundiales (7) y Juegos Olímpicos (2). Y que, aparte de sus cuatro grandes Bolas de Cristal, ganó cinco veces la Copa del Mundo de supergigante, tres la de combinada y ocho la de descenso: otro récord que le arrebató durante estos últimos años a la austriaca Annemarie Moser-Pröll, la gran campeona de los años 70.

Su compatriota Marcel Hirscher, es el único, en hombres, que iguala las seis victorias finales en la Copa del Mundo de esquí alpino de Moser-Pröll; que, hasta ser superada por Vonn, detentaba las plusmarcas de triunfos en esta competición (62), victorias en descenso (36) y Copas del Mundo (7) en esa disciplina. EFE

Deja un comentario