El arriesgado reto de Veronika Velez-Zuzulova

La eslovaca de 33 años quiere despedirse de la competición en los Juegos de Pyeongchang. Zuzulova ha optado por no reemplazar el cruzado anterior derecho que se lesionó en septiembre entrenando en Argentina.

La eslovaca de 33 años con el cirujano Bernard Sonnery-Cottet
La eslovaca de 33 años con el cirujano Bernard Sonnery-Cottet

Veronika Velez Zuzulova va a afrontar una temporada muy difícil. El pasado 12 de septiembre, entrenando en Argentina, se rompió el ligamento cruzado anterior derecho. Una lesión que normalmente tira por la borda toda una temporada. Zuzulova está obsesionado con estar en los Juegos de Invierno de Pyeongchang (del 9 al 25 de febrero) y para ello ha recurrido a un nuevo tipo de cirugía.

La idea es acortar al máximo el tiempo de recuperación, que en este tipo de lesiones oscila entre los seis y los ocho meses. Se ha puesto en manos del cirujano Bertrand Sonnery-Cottet, de Lyon, que en lugar de reemplazar el ligamento dañado lo que ha hecho ha sido recoserlo.

Es una técnica que ya se utilizaba en los ochenta y que dejó de aplicarse por falta de resultados. La evolución de la cirugía, con instrumentos de mayor precisión y la aparición de las artroscopias presenta esta técnica con mayores opciones de recuperación que hace treinta años.

Veronika Velez-Zuzulova acabó segunda en la general de slalom de la temporada pasada por detrás de Mikaela Shiffrin
Veronika Velez-Zuzulova acabó segunda en la general de slalom de la temporada pasada por detrás de Mikaela Shiffrin

«No tenía más que dos opciones si no quería pasarme toda la temporada en blanco», explica a ‘L’Equipe’ la eslovaca de 33 años y con cinco victorias en la Copa del Mundo. «En Austria me propusieron no operar y someterme a kinesioterapia y musculación. Ya lo probé cuatro años atrás con la rodilla izquierda y los resultados no fueron satisfactorios. El ligamento no cicatrizó lo suficiente y me lo volví a romper, teniendo que pasar por el quirófano», añade ‘Zuzu’, casada con el entrenador francés de disciplinas técnicas Romain Velez.

Adiós en Pyeongchang

Se puso en manos del cirujano de Lyon, que le ha asegurado que si surge algún inconveniente siempre puede volver a operarse con la técnica clásica de reemplazar el ligamento sin mayores secuelas. «Veronika está completamente convencida y sólo con un uno por ciento de probabilidades hubiese seguido el consejo de Sonnery-Cottet. Quiere estar en los Juegos porque serán el final de su carrera», detalla su marido.

Zuzulova nunca ha ganado una medalla en un Mundial o en los Juegos. Ausente en Sochi, quiere vengarse en Pyeongchang. Pero también habrá que ver en qué estado de forma llegará al mes de febrero. Corta de competición, seguro.

Velez Zuzulova tras una sesión de rehabilitación en el centro médico de Lyon
Velez Zuzulova tras una sesión de rehabilitación en el centro médico de Lyon

Tras cinco semanas de rehabilitación en Lyon, ha empezado a correr, nadar y montar en bicicleta. Segunda en la general de slalom de la pasada temporada por detrás de Mikaela Shiffrin, Zuzulova está pendiente de una visita a su cirujano el 1 de diciembre para saber cuándo podrá volver a calzarse unos esquís. Tiene la esperanza de poder disputar una o dos pruebas de la Copa del Mundo antes de la cita surcoreana. «Sé que es un reto, el más bonito y a la vez el más duro que me he planteado, pero tengo confianza en que saldrá bien. En mi casa tenemos un dicho: «Nadie ha pisado este camino antes que tú». Refleja mi propia historia. Nací en una familia sin medios económicos y he logrado llegar donde me propuse. Antes de que me operase le dije al cirujano: «No hay riesgo sin gloria». ‘Zuzu’ ha arriesgado. Veremos si la opción ha sido la acertada.

Deja un comentario